Limpieza de almidonados

Estas prendas tan especiales como los faldones, vestidos de comunión, moisés, pabellón… requieren una limpieza es muy especial sobretodo el planchado con sus encañonados es totalmente artesanal, siendo muy costoso su realización.

Con la limpieza de almidonados hay que tener mucho mimo debido a que normalmente por su antigüedad y a veces mala conservación por estar guardado sin limpiar, aunque sea de un solo uso, inevitablemente encontramos restos de cremas de mano, restos de toallitas con jabones, saliva de bebe, etc. Todo esto con el paso de los años en un tejido delicado causa olores y deterioro de la prenda.

Para el proceso de almidonado se usan almidones naturales, el planchado se realiza con la prenda húmeda para conseguir un acabado mucho más natural, no dejándolo áspero.

La prenda totalmente lisa recupera ese brillo del propio tejido, el encañonado se realiza con las clásicas tenazas onda a onda teniendo en cuenta la temperatura para no quemar la puntilla.

Contacto
Contacto